Tierra que fluye leche y miel (primera parte)


Èxo 3:8  “y he descendido para librarlos de mano de los egipcios, y sacarlos de aquella tierra a una tierra buena y ancha, a tierra que fluye leche y miel, a los lugares del cananeo, del heteo, del amorreo, del ferezeo, del heveo y del jebuseo”

Hoy vamos a estudiar la importancia del crecimiento en Cristo, tomaremos como simbolismo Canaán, la tierra de los “heteo, del amorreo, del ferezeo, del heveo y del jebuseo” ¿que tenia de especial esa tierra? ¿Por qué solo allí fluía la leche y miel? ¿Esta fluidez solo era un simbolismo o en realidad era verdad? Estas preguntas las iremos contestando en el transcurso de nuestra enseñanza.  

Introducción:

El apóstol Pedro  nos dice que deseemos como niños recién nacidos la leche espiritual no adulterada, para que por ella crezcamos para salvación” 1Ped 2:2

Antes de hablar de la leche espiritual nos introduciremos en la importancia del crecimiento del recién nacido tomando leche, esta introducción nos mostrara algunas semejanzas con el simbolismo de la leche espiritual.  

El recién nacido necesita leche y no cualquier leche; él necesita la leche materna, al tomar no necesita, agua, jugo, ni tasecitos, toda ella  contiene vitaminas, grasas y proteínas. Toda la cantidad necesaria se encuentra en la leche materna.

Si el recién nacido toma leche materna se encuentra más sano, tiene más defensas, previene las diarreas, vacunándolo (por decirlo así) contra todas las enfermedades infectocontagiosas, lo hace digerir bien y no lo hace constipar, además crea un lazo de amor muy fuerte entre la madre  y el Bb, él se siente protegido, amado y   perteneciente a ella.
   
La leche contiene gran cantidad de calcio, ayuda a fortalecer  los huesos, también baja los niveles de  ácido úrico, reduce el riesgo de padecer cáncer de mama y de colon, reduce  el riesgo de padecer caries dentales manteniendo los dientes fuertes y sanos. 

Todos estos benéficos se encuentran en la leche, un recién nacido que ha tomado leche materna, será más fuerte y en el transcurso de su vida se  enfermara muy poco.

FÓRMULAS INFANTILES COMO SUSTITUTOS DE LA LECHE MATERNA (LECHE ADULTERADA)

Hoy la mujer está más involucrada en la sociedad no dispone el tiempo suficiente para amamantar a su Bb, la industria alimentaria ha ayudado al desarrollo del recién nacido con leche que contiene nutrimentos, estas fórmulas no pueden remplazar la leche materna y jamás lo harán, si bien, nos ayuda a crecer, pero;  olvidamos, la parte afectiva del Bb y su mamá.  El calor de la madre y su hijo son puntos muy importantes y la industria jamás podrá suplir esta necesidad que ha quedado a un lado por el rol que la mujer juega en la sociedad.
Toda leche que contiene sustitutos se le puede llamar leche adulterada,  y jamás podrá remplazar los aminoácidos y nutrimentos que la leche original tiene.

COMO AFECTA LA LECHE  ADULTERADA:

La forma más común de adulterar la leche es agregándole agua, al hacerlo reducimos los nutrimentos necesarios para que podamos crecer, al corto plazo no se manifiesta ningún síntoma, pero a la larga los efectos se manifiestan en el crecimiento, los órganos no funcionan bien, es muy propenso a las enfermedades, las infecciones se desarrollan con mayor facilidad, sus huesos sufren el embate de una leche adulterada que jamás se vio.

Librándonos de la mano del mundo:

Tomando toda la introducción en cuenta comenzaremos hablar de la importancia que Dios tuvo para con los Israelitas al librarlos primeramente de la sociedad Egipcia, para llevarlos a la tierra que fluía leche y miel, primero los saco de la tierra de Egipto; ya que esta tierra representaba el sistema del mundo y su gobierno, no se podía mezclar el gobierno de Dios con el gobierno de la oscuridad, eran diferente y aun lo son, todo el sistema de adoración se encontraba en Egipto. Al vivir por más de 400 años en esa tierra, ellos adquirieron las costumbres y enseñanzas egipcias. Porque al decir “haznos  dioses que vayan delante de nosotros” estaban demostrando la idolatría arraigada en sus corazones Èxo 32:1 toda esta enseñanza estaba adulterada, Israel no podía tomar buena leche, sin antes limpiarse y quitarse la leche adulterada (enseñanza),  era necesario pasar un proceso de liberación, desarrollo, madurez dándoles un crecimiento.

Nosotros al llegar a Cristo fuimos librados de la esclavitud del mundo, él nos tenía en sus manos, caminábamos bajo los rudimentos y principios que fueron dictados desde la caída de adán, estábamos esclavizados en lo físico y espiritual, nada hacíamos bien, nos alejamos de Dios formando nuestro propio gobierno, por eso no podíamos adorar a Dios con esa esclavitud, deberíamos ser liberados, al dejar al mundo por medio del poder de Dios, nos alejamos de los principios que lo regían, pero, necesitábamos ser limpiados y enseñados para no mezclar lo santo con lo profano, es decir necesitábamos beber de la leche espiritual no adulterada y en Egipto (mundo) no se encuentra.

La tierra del cananeo:

Si leemos muy a fondo descubrimos que la tierra del cananeo (donde fluía leche y miel) no era diferente a la tierra de Egipto, ellas se parecían mucho;  no había nada diferente;

 Deu 7:1-5 Cuando el Señor tu Dios te haya introducido en la tierra en la cual entrarás para tomarla, y haya echado de delante de ti a muchas naciones, al heteo, al gergeseo, al amorreo, al cananeo, al ferezeo, al heveo y al jebuseo, siete naciones mayores y más poderosas que tú, y tu Dios las haya entregado delante de ti, y las hayas derrotado, las destruirás del todo; no harás con ellas alianza, ni tendrás de ellas misericordia. Y no emparentarás con ellas; no darás tu hija a su hijo, ni tomarás a su hija para tu hijo. Porque desviará a tu hijo de en pos de mí, y servirán a dioses ajenos; y el furor del Señor se encenderá sobre vosotros, y te destruirá pronto. Mas así habéis de hacer con ellos: sus altares destruiréis, y quebraréis sus estatuas, y destruiréis sus imágenes de Asera, y quemaréis sus esculturas en el fuego. Èxo 34:11-17

Había llegado la salida de Egipto pero; también había llegado el exterminio de las naciones que se encontraban en Canaán, la promesa de tomar esta tierra en posesión se estaba cumpliendo, Gèn 15:18-21 e Israel debería ejecutar la sentencia divina, Deu 9:5  No por tu justicia, ni por la rectitud de tu corazón entras a poseer la tierra de ellos, sino por la impiedad de estas naciones el Señor tu Dios las arroja de delante de ti, y para confirmar la palabra que Dios juró a tus padres Abraham, Isaac y Jacob.

Una tierra buena y ancha:

La tierra de Canaán era buena y deseable, Deu 8:7-10  Porque el Señor tu Dios te introduce en la buena tierra, tierra de arroyos, de aguas, de fuentes y de manantiales, que brotan en vegas y montes; tierra de trigo y cebada, de vides, higueras y granados; tierra de olivos, de aceite y de miel; tierra en la cual no comerás el pan con escasez, ni te faltará nada en ella; tierra cuyas piedras son hierro, y de cuyos montes sacarás cobre. Y comerás y te saciarás, y bendecirás a al Señor tu Dios por la buena tierra que te habrá dado.

Los cananeos tenían esta bendición de parte de Dios, ellos Vivian en esa tierra buena y ancha, pero, se olvidaron de Dios, no lo buscaron entregándose a sus abominaciones, por eso Dios los destruyo pero; Israel no estaba exento del castigo de Dios si se olvidaban de él. Deu 8:19-20  Mas si llegares a olvidarte del Señor tu Dios y anduvieres en pos de dioses ajenos, y les sirvieres y a ellos te inclinares, yo lo afirmo hoy contra vosotros, que de cierto pereceréis. Como las naciones que el Señor destruirá delante de vosotros, así pereceréis, por cuanto no habréis atendido a la voz del Señor vuestro Dios.

Ganando el mundo y perdiendo el alma:

Los cananeos Vivian bien, tenían todo, sus tierras producían buenos frutos. Gozaban de los deleites temporales del pecado, la riqueza de la tierra no aseguraba su eternidad, de que nos sirve ganar el mundo y perder el alma nos dice Jesús: Mat 16:26  “Porque ¿qué aprovechará al hombre, si ganare todo el mundo, y perdiere su alma? ¿O qué recompensa dará el hombre por su alma?” la tierra de Canaán los hizo olvidarse de Dios, ellos no habían crecido en conocerle, por eso no podían defenderse ya que sus fundamentos espirituales estaban por la calle de la amargura, era necesario que las bendiciones de Canaán  a los Israelitas no los alejaran de Dios. Deu 8:11-13  Cuídate de no olvidarte del Señor tu Dios, para cumplir sus mandamientos, sus decretos y sus estatutos que yo te ordeno hoy;  no suceda que comas y te sacies, y edifiques buenas casas en que habites, y tus vacas y tus ovejas se aumenten, y la plata y el oro se te multipliquen, y todo lo que tuvieres se aumente” por eso deberían crecer y es allí en donde entra el simbolismo de la leche y la miel:

Leche y Miel

Èxo 3:8  “tierra que fluye leche y miel”

Desead como niños recién nacidos la leche espiritual dice pedro 1Pd 2:2
Hablar de una tierra en donde fluye leche y miel, habla de lo primero que se necesita para poder crecer, la leche es un simbolismo de la alimentación espiritual, el infante necesita crecer antes de correr, necesita alimentarse bien para combatir las enfermedades e infecciones, se necesita crecer con la leche espiritual para vencer al pecado, se necesita leche para estar sólidos en los fundamentos y así no caer en los engaños del mundo.

Solo en Canaán crecerían; al tomar la leche espiritual ellos  tomarían las primeras enseñanzas  de la adoración a Dios, como acercarse a él,  y las demandas de  Dios hacia ellos, la leche espiritual los haría crecer, pero; necesitaban más  crecimiento y es allí en donde entra la miel:

Propiedades de la miel:

La miel aporta grandes beneficios a los organismos humanos, facilita la digestión, es curativa, mejora el rendimiento físico y nunca se echa a perder; los recién nacidos no pueden comer miel, se dice que  después de los 3 años el Bb empezara a comer miel.

Miel en Canaán:

La tierra de Canaán era propicia para darles alimento a los Israelitas, ellos deberían crecer en el conocimiento de Dios, para no desviarse y el mundo (Canaán) no los desviara de los planes de Dios,  cada crecimiento necesitaba un alimento diferente, ya no había distracciones y mucho menos distractores, deberían crecer. Tenían qué alimentarse con lo básico (leche) para después seguir con el alimento fuerte, deberían preparar su estómago para así digerir el alimento y la miel tenía esa propiedad de ayudar al organismo a fortalecerlo.

La miel simboliza la palabra de Dios:

Eze 3:3  “Y me dijo: Hijo de hombre, alimenta tu vientre, y llena tus entrañas de este rollo que yo te doy. Y lo comí, y fue en mi boca dulce como miel” después de comer lo básico era tiempo de comer la miel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada